Fraile y Blanco (II)


La auditoría de Sodercan entre los años 2008-2011 detalla al menos 20 incidencias en las contrataciones de la empresa pública durante la segunda legislatura de PSOE y PRC en el Gobierno de Cantabria.

De las 20 incidencias, una cuarta parte tienen que ver con expedientes del grupo Fraile y Blanco. La cifra conjunta de las adjudicaciones que Deloitte pone en tela de juicio asciende a 745.000 euros, esto es, la mitad de lo que se les adjudicó en ese período.

Los expedientes en duda afectan a empresas del grupo, desde la matriz Fraile y Blanco, hasta otras como Comunicación Genial, FUNDESTIC, y Comunicación XXI. Y estarían en cuestión dos proyectos: la televisión de SODERCAN y la plataforma Profesional Zone.

La televisión de SODERCAN era el proyecto de televisión por IP o IPTV, un canal de televisión a través de Internet, que retransmitía noticias sobre SODERCAN y sobre empresas y proyectos de la época. Además de por Internet se veía en todos los plasmas de todas las sedes, desde la estación de autobuses, hasta el Parque Científico y Tecnológico.

El proyecto tiene varios toques de atención de los auditores de Deloitte:

-Critican que no hubo concurso, es decir, que se dio falta de concurrencia en las distintas fases del proyecto, en contra de la normativa interna de contratación en SODERCAN

-Además, Deloitte revela en la auditoría que las dos empresas que reciben contratos para el proyecto IPTV de Sodercan, tienen vinculaciones entre sí. Son Fraile y Blanco y Comunicación Genial (el propio Juanjo Fraile es consejero en las dos, y en Comunicación Genial además era consejero Salvador Blanco, en representación de Sodercan, la máxima autoridad encargada de la adjudicación).

-Deloitte considera que pudo haber fraccionamiento de los contratos para evitar el concurso. Las dos adjudicaciones sobre la IPTV de Sodercan sumaban 320.000 euros.

-Los auditores concluyen sobre este proyecto que tuvo irregularidades en todas sus fases.

-Hay un punto específico sobre la adjudicación del proyecto piloto de IPTV, por un importe de 67.000 euros. Los auditores no encuentran evidencias de que hubiera concurso público o procedimiento negociado, como marcan los estatutos de SODERCAN para licitaciones de entre 60 y 193 mil euros.

Profesional Zone: El otro proyecto en cuestión según la auditoría, es el de Profesional Zone, una plataforma de Internet concebida para autónomos y emprendedores. Te dabas de alta y accedías a noticias sobre el sector y a cursos de formación-

-Los auditores de Deloitte ven también irregularidades en todas las partes de este proceso de adjudicación, sobre todo en cuanto a falta de publicidad del concurso.

-El proyecto Profesional Zone se lo llevan tres empresas del entramado Fraile y Blanco, Comunicación Genial, FUNDESTIC y Comunica XXI.

-Con objetos iguales o muy similares, los tres contratos suman casi medio millón de euros (465.515).

-Los auditores no sólo ven en este caso que las empresas adjudicatarias estén relacionadas entre sí. Es que FUNDESTIC llegó a convertirse en socio único de Comunicación Genial.

-Y a todo esto suman los auditores que Comgenia, Comunicación Genial estaba participada al 70% por FUNDESTIC, al 20% por la Universidad y al 10% por la propia SODERCAN, responsable de la adjudicación y parte de la empresa destinataria del contrato adjudicado.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Fraile y Blanco (II)

  1. Pingback: #ApoyoBDC: Censura en la radio | Pianista en un burdel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s